El ahorro en tiempos del Covid-19

La crisis sanitaria del coronavirus ha cambiado los hábitos de consumo y algunos estudios apuntan a que una vez superada la pandemia nos fijaremos mucho más en el ahorro y la seguridad que antes.

Ahorro y coronavirus
AlenaPaulus / iStock

Si hay un sentimiento común a todas las crisis es la inseguridad. Y, si la crisis llega envuelta en un halo de incertidumbre, como la crisis del coronavirus, este sentimiento se multiplica. Por eso no sorprende que ya haya estudios que aseguren que, cuando se consiga superar la crisis sanitaria y nos podamos centrar de lleno en atajar la crisis económica, los españoles ahorraremos un 40% más que antes del Covid-19.

Mapi Merchante, Analytics, Insights & Strategy Director de IPG Mediabrands, lo tiene claro: “la distribución de la renta de los españoles variará cuando finalice la crisis sanitaria y de cara 2021 se espera una serie de cambios en el gasto. Una de las principales consecuencias es que según datos de la consultora Deloitte, aumentará el dinero destinado al ahorro (+40%), bajarán otras categorías como los viajes, comer fuera o el  retail, y crecerá en un 2% el gasto destinado a productos de alimentación”. 

Como siempre en esta crisis, China, donde se originó la enfermedad, nos puede ir dando pistas sobre qué ha llegado para quedarse. “China todavía no ha regresado al estado anterior a la crisis, sin embargo, aproximadamente la mitad de los consumidores chinos afirman que planean gastar más en atención médica preventiva, vitaminas, suplementos y alimentos orgánicos durante los próximos seis meses; o ese otro tercio dicen que planean disminuir el gasto en restaurantes, vacaciones y productos de tabaco,” Merchante. 

5 cambios de consumo de cara a la 'Nueva Normalidad'

Lo que muchos expertos apuntan es que esta experiencia global nos va a cambiar para siempre. Por eso, ya se está hablando de “New-normal” o “Nueva Normalidad”, termino que hace referencia a los cambios en la importancia de las cosas. 

Muchas de las cosas a las que ahora daremos prioridad ya estaban presentes en sus vidas, pero a raíz de la crisis se han intensificado y seguirán siendo muy importantes en un futuro para relacionarse. Por eso, se deben tener en cuenta las siguientes fases:

  • Importancia del Product Safety: después de la crisis, más que nunca, los consumidores valorarán de manera positiva todo aquello que les proporcione seguridad a la hora de comprar o consumir.  
  • Estilo de vida saludable: la salud cobra mucha importancia. El 70% dice que trabajarán para aumentar su “inmunidad física” haciendo más ejercicio y comiendo de manera saludable. 
  • Value for Money: para un segmento muy importante de la población, esta crisis ha traído unas graves consecuencias económicas y buscarán productos y formatos que les ayuden a ahorrar. 
  • Más comprometidos con el medioambiente: la crisis ha hecho que muchos consumidores cambien su percepción respecto al medioambiente. El 64% afirma que después de la crisis consumirá productos que sean más eco-friendly
  • Experiencias in house: los consumidores buscarán sustituir las experiencias fuera del hogar por alternativas que les permitan disfrutar de actividades en sus hogares.  

¿Cómo ahorraron los españoles en 2019?

Según datos analizados por la compañía  deeptech española Hocelot, en 2019 cada trabajador español ahorró de media 334,25 ‬€ al mes, o lo que es lo mismo, un 27,49 % de sus ingresos.

También se observan diferencias sustanciales entre las diferentes comunidades autónomas. Por ejemplo, los asturianos son los españoles con mayor capacidad de ahorro con 557,26 € de media al mes (un 49,11 % de sus ingresos), seguidos de los ceutíes (515,94€ al mes) y los cántabros (487,09 €). En cambio, en el vagón de cola del ahorro están los riojanos, que únicamente pueden ahorrar 219,97 € (un 60,53 % menos que los asturianos) y los andaluces, que ahorran 247,40€ al mes de media.

Si nos fijamos en el porcentaje ahorrado sobre el sueldo total, los que peor parados salen son los madrileños, que únicamente cuentan con un 18,14 % de sus ingresos dedicado al ahorro. Esto se explica por el alto precio de la vivienda en la capital, que eleva el gasto y hace que sea más difícil el ahorro. De hecho, según estudios oficiales, los madrileños deben dedicar hasta el 40 % de sus salarios para pagar la vivienda, cuando los expertos no recomiendan sobrepasar el 25 %.  

Antonio Camacho, fundador y CEO de Hocelot, destaca que “la capacidad de ahorro es un indicador claro de la salud financiera de los ciudadanos. A la hora de enfrentarnos a un momento de crisis del empleo como el actual, cuanto mejor sea la salud financiera de los ciudadanos, menor impacto social tendrá la crisis económica”. 

También te puede interesar:

Continúa leyendo