El devastador impacto que está teniendo la pandemia en la pobreza global

En algunos países los niveles de pobreza son insostenibles.

pobreza
iStock

Anticipar exactamente lo que nos depara el futuro parece una tarea imposible en estos tiempos convulsos y precarios; sin embargo, lo que está claro es que los pobres están siendo los más afectados por la pandemia mundial de coronavirus. Aquí te contamos cómo está golpeando el virus a las personas más vulnerables de todo el planeta.

La pobreza extrema se define como tener que sobrevivir con un presupuesto de tan solo un euro y medio al día, con el que se tiene que cubrir todo, desde la comida y el alojamiento hasta la atención médica de urgencias en aquellos países que no cuentan con un sistema universal de salud. En 2019, más del 8% de la población mundial estaba englobado en esa categoría, es decir, 632 millones de personas, e incluso antes de que golpeara la pandemia de coronavirus, ya se esperaba que en 2020 esa cifra aumentara hasta el 8,6% de los habitantes del planeta.

África y Asia, los pobres del mundo

Dicho esto, hasta ahora la pobreza había estado experimentando una disminución en los últimos 30 años, y en 2015 el nivel cayó por debajo del 10% después de que el Banco Mundial revisara sus parámetros para lo que se consideraba pobreza extrema. Donde peores son estos niveles de necesidad extrema es en el África subsahariana, seguida por el sur de Asia y luego en los países del este de Asia y el Pacífico.

A pesar de que hasta ahora los países en desarrollo y regiones como el África subsahariana se habían visto menos afectados por el coronavirus en términos puramente sanitarios, estas áreas están sufriendo las repercusiones económicas de la pandemia con mayor dureza. Los datos del Banco Mundial reflejan que el brote de coronavirus está empujando a otros 49 millones de personas a la categoría de pobreza extrema.

Pobres en los países ricos

Incluso los países con economías prósperas luchan contra la pobreza. En EEUU, 17 millones de personas (el 5,3% de la población) vive en la pobreza profunda, mientras que casi 10 millones de británicos (el 15% de la población) lo hace actualmente en la pobreza absoluta, según cifras de la Cámara de los Comunes. Por consiguiente, la pandemia de coronavirus está afectando más a quienes viven en estas condiciones de carestía.

Aun así, y a pesar de que resulte paradójico, las economías avanzadas como las de países como Estados Unidos, el Reino Unido, Alemania o Australia, se están viendo más afectadas que las de los mercados emergentes y los países en desarrollo. El Fondo Monetario Internacional (FMI) ha informado que, de media, las economías avanzadas están experimentando una retracción del 6% como resultado directo de la pandemia, mientras que las economías en desarrollo del África subsahariana solo están cayendo un 1,5%.

La ONU se está esforzando en dar pasos significativos para tratar de paliar la pobreza extrema antes del año 2030, con el objetivo de que menos del 3% de la población mundial se vea obligada a vivir con menos de dos euros al día.

Continúa leyendo