¿Qué es la y qué hace la CNMC?

Se habla mucho de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, pero ¿qué hace y por qué importan sus opiniones? ¿Quiénes la componen y quién les nombra?

En sus propias palabras, la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) es el organismo que promueve y defiende el buen funcionamiento de todos los mercados en interés de los consumidores y de las empresas. O dicho de otra manera, se encarga de que los mercados funcionen sin abusos, para que las empresas puedan ofrecer sus productos o servicios en igualdad de condiciones y para que los consumidores puedan tener opciones suficientes en los diferentes mercados. 

La CNMC se creó en 2013, tras la privatización y liberalización de diferentes sectores a partir de la integración de seis organismos: Comisión Nacional de la Competencia, Comisión Nacional de Energía, Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones, Comisión Nacional del Sector Postal, Consejo Estatal de Medios Audiovisuales y Comité de Regulación Ferroviaria y Aeroportuaria.

Pero, ¿de qué nos protege exactamente la CNMC?

Pues, a grandes rasgos y simplificando un poco, la CNMC vela por evitar monopolios y prácticas de cártel o abusos de poder las empresas en los mercados. En el caso de los monopolios, una empresa tiene una ventaja tan abrumadora en el mercado que nadie puede competir con ella, por lo que puede abusar de su posición para cobrar de más por sus servicios o para echar a posibles competidores del mercado.

Un cártel es cuando varias empresas muy grandes del mismo sector se ponen de acuerdo para actuar como un monopolio e igualmente pactan precios, producción, evitan hacerse la competencia e impiden a otros acceder a su mercado. Por poner un ejemplo: la CNMC multó el año pasado a varias editoriales de libros de texto por pactar para mantener los precios artificialmente altos y coordinar sus políticas comerciales. 

Pero también se encarga de sancionar prácticas tales como obligarnos a adquirir un servicio que no deseamos con otro que sí queremos o las falsas altas en compañías con estrategias comerciales demasiado agresivas. 

¿Quiénes componen la CNMC?

La CNMC tiene dos órganos de gobierno: el Consejo y el Presidente, que es, a su vez, presidente del Consejo.

El Consejo es el órgano colegiado de decisión. Está integrado por diez miembros nombrados por el Gobierno, a propuesta del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital, entre personas de reconocido prestigio y competencia profesional en el ámbito de actuación de la Comisión, previa comparecencia de la persona propuesta ante la Comisión correspondiente del Congreso de los Diputados. Su mandato es de 6 años no renovables y está sometido a un estricto régimen de incompatibilidades.

Como herencia de uno de sus órganos antecesores, el Tribunal de la Competencia, el Consejo de la CNMC puede actuar en Pleno (con todos sus miembros) o en Sala (sólo algunos de sus miembros). Actualmente existen dos salas: una dedicada a temas de competencia (Sala de Competencia) y otra a supervisión de sectores regulados (Sala de Supervisión Regulatoria). 

Además, la CNMC tiene cuatro direcciones de instrucción (Competencia; Energía; Telecomunicaciones y del Sector Audiovisual, así como Transportes y del Sector Postal), que se encargan de investigar y documentar las posibles infracciones.

¿Cómo se puede denunciar? ¿Sirve para algo?

Cualquier persona física o jurídica puede realizar una denuncia ante la CNMC, para ello sólo tiene que presentar un escrito y adjuntar todas las pruebas que crea necesarias ante el registro del regulador. O mediante su sede electrónica, donde también se puede pedir un proceso de arbitraje en caso de conflicto derivados por asuntos de competencia. 

En cuanto a si sirve para algo o no, esto no está exento de debate. Una polémica habitual de la CNMC es que suele imponer sanciones millonarias que luego casi siempre acaban desactivadas o rebajadas cuando los denunciados recurren a los tribunales, como sucede constantemente con las denuncias relacionadas con operadores de telefonía o compañías eléctricas. 

Carlos Hidalgo

Carlos Hidalgo

Ansioso por aprender. Intento ser periodista. Subproducto cultural del cuñadismo New Age. Antes ha pasado por las redacciones de 'El Plural' y en 'El País'.

Continúa leyendo