“En la mayor parte de MBA se enseña poco de cómo entusiasmar a una persona o un equipo”

Alfonso Jiménez, socio director de la consultora PeopleMatters, lleva toda la vida asesorando sobre temas de recursos humanos y el mundo laboral hablando de las personas, en su quinto libro 'El arte de liderar', Editorial Almuzara; 2019, se centra en los directivos

Photo by Jehyun Sung on Unsplash

Alfonso Jiménez, socio director de la consultora PeopleMatters, lleva toda la vida asesorando sobre temas de recursos humanos y el mundo laboral centrándose en las personas. Ha trabajado para grandes firmas como Arthur Andersen, Accenture o Watson Wyatt. Esa experiencia la transmite en el Instituto Empresa y también ha dado clase en la Universidad Autónoma de Madrid y la Universidad Complutense de Madrid. En su quinto libro El arte de liderar, Editorial Almuzara; 2019, se fija en los directivos, alejándose de las estrategias y poniendo el foco en intentar ayudar a los individuos que hay debajo del traje.

Comenta en su libro que está dirigido a directivos y directivas tanto de una gran empresa, una PYME o una 'start-up' pero ¿sirven las mismas recetas para sistemas empresariales tan distintos?

Evidentemente hay decisiones que están muy pegadas a la realidad estratégica de cada caso. Temas como el tipo de compañía, su tamaño, su nivel de internacionalización, la diversidad de productos y servicios, el crecimiento o decrecimiento, son variables que condicionan las decisiones directivas. Sin embargo, hay algunos elementos esenciales que son válidos para cualquier situación. En este libro se habla menos de estrategia y mucho de estilo de gestión y se pone énfasis en la persona que juega el rol del directivo.

¿Hay líderes naturales o se puede construir un buen líder?

En la literatura del management hay autores y teorías que defienden que hay que tener madera de líder y otros que dicen que un directivo es una persona que un día se enfrenta a la necesidad de llevar un equipo hacia un fin. La verdad es que tras las conversaciones con estos 15 líderes no sabría posicionarme en este punto, hay casos en que había una vocación de líder temprana, pero en varios casos se describe que la función directiva “les llegó” y tuvieron que responder. En cualquier caso, muchos reconocen que hay aspectos de la función directiva, los más técnicos, que son moldeables, que se pueden aprender.

¿Qué es más importante para liderar un proyecto empresarial bien, tener experiencia en la gestión de equipos o haber superado el mejor MBA del mundo? ¿Qué va antes la práctica o la teoría?

Sin ninguna duda, la práctica. Entre otras cosas porque en la mayor parte de los programas MBAs de las escuelas de negocio se enseñan aspectos técnicos (estrategia, finanzas, comercialización, marketing, producción, e incluso recursos humanos..., en definitiva funciones, técnicas, herramientas), pero se enseña poco de cómo entusiasmar a una persona o un equipo. Se enseñan más los aspectos técnicos que lo que es más relevante de la función directiva.

¿Un buen líder puede sacar adelante un mal proyecto?

Claramente sí, un buen líder puede generar milagros, e incluso no solo sacar adelante un mal proyecto, sino transformarlo ayudándose en la infinita capacidad innovadora de las personas de su equipo. Un buen líder es capaz de generar el entusiasmo que haga funcionar aquello que no funcionaba.

Muchas veces se habla de líderes silenciosos o la expresión de “lidera con el ejemplo” ¿cómo de importante es la comunicación por parte de un líder para que los proyectos tengan éxito?

La comunicación formal e informal, verbal y no verbal es una capacidad clave de todo líder ya que su principal función es aflorar lo mejor de un equipo. Difícilmente esto se podría lograr sin comunicar con las personas que lo conforman.

¿Cuáles son los tres peores errores que puede hacer un líder?

En primer lugar, no predicar con el ejemplo, decir unas cosas y no ser ejemplo de lo que dice. En segundo lugar, no ser ético con su gente. Y en tercer lugar, anteponer sus intereses personales a los del proyecto o los del equipo.

Continúa leyendo