CEOs ante el Coronavirus/ Enrique Ordieres, presidente de Cinfa

“Hoy, más que nunca, debemos invertir en investigación, en tejido industrial propio y en un sistema sanitario sostenible”

Enrique Ordieres, presidente de la farmacéutica Cinfa, ya tiene un ojo puesto en el futuro y saca muchas conclusiones sobre la crisis del coronavirus.

Enrique Ordieres
Enrique Ordieres / CINFA

“Solo espero que esta enseñanza no se olvide cuando superemos la crisis”, nos comenta Enrique Ordieres, presidente de la farmacéutica Cinfa, al atendernos telemáticamente. A medio camino entre la esperanza y la cautela, el dirigente del laboratorio español opina que se puede aprovechar la crisis para mejorar el país, pero para eso hay que cambiar muchas cosas. 

Ordieres se expresa de manera directa y clara. Destila satisfacción por el trabajo realizado por todo el sector durante la peor crisis sanitaria que se ha vivido en el último siglo, pero nada de complacencia. Todo lo contrario. En sus respuestas da a entender que todavía queda mucho por hacer

¿Qué es lo que más les está afectando de esta crisis? ¿Cómo lo están viviendo?

Nuestra industria, al ser considerada esencial, ha realizado un gran esfuerzo durante la crisis sanitaria y lo sigue haciendo para asegurar que los medicamentos llegan a las personas que los necesitan. Asimismo, e igualmente importante, ha sido garantizar la accesibilidad de medicamentos a los pacientes con enfermedades crónicas o agudas, una tarea que hemos logrado gracias a la extraordinaria red de distribución y farmacias que tenemos en nuestro país. 

Por tanto, desde Cinfa estamos viviendo esta situación con enorme responsabilidad y compromiso por la salud de las personas, que es nuestra razón de ser y nuestro principal objetivo como laboratorio farmacéutico.  

¿Le ha sorprendido las consecuencias que está teniendo la pandemia?

Creo que a todos nos han sorprendido las enormes consecuencias que ha tenido la pandemia a nivel mundial, una situación excepcional que pone de relevancia la importancia de contar con una industria farmacéutica  potente en nuestro país, que asegure el acceso a los medicamentos en momentos tan críticos como los actuales. Hoy, más que nunca, debemos invertir en investigación, en tejido industrial propio y en un sistema sanitario sostenible que garantice nuestro bienestar.  

¿Cuándo empezó a notar los efectos de la crisis sanitaria en su empresa?

En nuestro caso, comenzamos a notar un incremento importante de la demanda en el mes de marzo, aunque en Cinfa ya estábamos fabricando al máximo rendimiento, por lo que pudimos afrontar ese incremento con suficiente stock y garantizar el servicio, a pesar de las dificultades.  Además, hemos conseguido mantener un suministro estable de materias primas durante toda la crisis sanitaria, y estamos programando aumentos de stock de seguridad de determinados materiales con el fin de minimizar potenciales problemas en el futuro. 

“Estamos programando aumentos de stock de seguridad de determinados materiales con el fin de minimizar potenciales problemas en el futuro”

¿Ha tenido que tomar medidas de ajuste de plantilla (ERE o ERTE) a consecuencia de la pandemia?  ¿Qué otras medidas alternativas al ERTE se podrían/ o estáis llevando a cabo?

Afortunadamente, no. La actividad de nuestra compañía continúa desarrollándose con normalidad, una vez superados los momentos más críticos que hemos vivido como sociedad estos dos últimos meses. En este sentido, seguimos trabajando en la producción de los fármacos considerados esenciales para la población y ofreciendo nuestro apoyo a las autoridades sanitarias en las líneas de investigación abiertas para tratar el Covid-19.  

¿Qué cambios han tenido que hacer para hacer frente a la situación?

En Cinfa, por la naturaleza de nuestra actividad, ya trabajamos habitualmente bajo estrictas medidas de seguridad y contención para garantizar la calidad de los medicamentos y la seguridad de nuestros trabajadores, por lo que los cambios que hemos adoptado son más bien las medidas adicionales propias de una situación excepcional como la que estamos viviendo. Es el caso del teletrabajo o la reducción de la jornada para aquellas personas que tienen que acudir de forma presencial, una mayor frecuencia de desinfección del edificio o, por ejemplo, para los trabajadores de planta, diferentes horarios de entrada y salida para que accedan de forma escalonada, así como material adicional, mascarillas, guantes y gel hidroalcohólico, en los flujos de paso. 

Además, y aunque no ha sido necesario activarlo, pusimos en marcha un plan de recursos humanos para asegurar que la producción continuase en caso de ausencias profesionales, cubriendo esos puestos con personal anteriormente formado. Todas estas medidas buscan asegurar el suministro de medicamentos a la población, sobre todo, de aquellos fármacos esenciales en los que Cinfa es uno de los principales proveedores.  

¿Ha podido aprovechar alguna de las medidas que han tomado las administraciones? 

Estamos ante una crisis sanitaria sin precedentes que requiere de la ayuda y el esfuerzo de todos para paliar el impacto económico de la crisis sanitaria en la actividad de nuestro país. Por nuestra parte, seguimos en contacto permanente con las autoridades y organismos sanitarios para producir los medicamentos y productos sanitarios que se requieran.  

¿Cómo cree que cambiará su sector una vez se haya podido superar la crisis sanitaria y se levanten todas las restricciones al conjunto de la sociedad? 

Creo que todos como sociedad habremos cambiado. En concreto, la industria nacional de medicamentos ha demostrado lo esencial que es, trabajando a pleno rendimiento para garantizar la producción y suministro de fármacos a todos los hospitales y farmacias del país, con eficiencia y sin desabastecimientos. Por eso es tan importante que ahora pensemos en el futuro, en la sostenibilidad de nuestro Sistema Nacional de Salud y en la necesidad de invertir en nuestro país para no tener que depender de medicamentos fabricados en el extranjero. 

En España, estamos acostumbrados a hablar de “gasto sanitario”, cuando realmente se trata de una inversión. Aplicado a los medicamentos, yo suelo decir que el valor del medicamento no es lo mismo que su precio. Ahora hemos sido todos especialmente conscientes de este valor, y solo espero que esta enseñanza no se olvide cuando superemos la crisis.

Confío también en que esta situación nos lleve a una mayor colaboración público-privada y a optimizar todos los recursos de los que juntos disponemos.  

¿Cómo planean afrontar la crisis económica en la que nos hemos visto inmersos tan súbitamente?

Con responsabilidad y reinvirtiendo la mayor parte de nuestros resultados, como hemos hecho a lo largo de nuestros más de 50 años de existencia y lo seguiremos haciendo. También somos conscientes de la complicada situación que van a vivir muchas personas como consecuencia de esta crisis económica, especialmente, los colectivos más vulnerables de la sociedad. Por ello, desde Cinfa hemos donado un millón de euros a Cruz Roja y Cáritas, con el objetivo de apoyar la puesta en marcha de diferentes proyectos de salud y mejorar su calidad de vida.  

¿Ha aprendido algo de esta crisis o saca alguna lectura positiva de lo vivido en estos primeros meses de 2020? 

Creo que el lema que muchos hemos estado escuchando y compartiendo estos meses, “este virus lo paramos unidos”, resume muy bien la parte positiva de esta crisis, y es que cada persona, cada empresa, cada sector puede aportar su granito de arena para lograr superar esta situación.

Somos una industria que aporta innumerables soluciones de salud, riqueza al país y empleo estable y de calidad. De ahí, que debamos apostar por ella y construir un futuro juntos, porque no debemos olvidar que todos somos o seremos pacientes algún día.  

También te puede interesar:
Martín Álvarez

Martín Álvarez

Historiador de formación, periodista de profesión. Inquieto por naturaleza y curioso por defecto.

Continúa leyendo