Google y Motorola, o Yahoo! y Tumblr: los mayores fracasos de fusiones empresariales

A veces unirse no significa sumar.