En España los trabajadores viven mejor de lo que creen

Un estudio de la OCDE asegura que España ocupa el cuarto lugar como país donde hay una mejor conciliación entre vida privada y trabajo

“Desafío” e “importante para el bien estar” son algunos de los términos que ha usado la OCDE para introducir su informe sobre el Balance vida-trabajo, en el que estudia en que países de la organización, más Rusia, Brasil y Sudáfrica, los trabajadores tienen una mejor calidad de vida. En el informe, sale muy bien parada España, que se sitúa en cuarta posición solo por detrás de Países Bajos, Italia y Dinamarca.

El estudio utiliza como indicadores: los empleados que trabajan muchas horas, calculando el porcentaje de empleados que trabajan más de cincuenta horas a la semana de promedio; y el tiempo destinado al ocio y el cuidado personal, evaluando el número promedio de minutos al día dedicados al ocios y cuidado personal, incluido el sueño y la alimentación.

En el primer indicador, el organismo internacional indica que “la evidencia sugiere que un horario de trabajo largo puede resultar perjudicial para la salud personal, poner en peligro la seguridad y aumentar el estrés”. La media del estudio se sitúa en el 11% de los trabajadores, pero el dato varía bastante entre hombres y mujeres ya que el 15% de los hombres trabajan ‘demasiado’ mientras que entre las mujeres ese dato es solo del 6%.

En esta categoría, los países con peores registros en este aspecto son Turquía – donde un 33% de los empleados trabajan más de 50 horas -, México (29%) y Colombia (27%). En el extremo contrario estarían Rusia con un 0,01% y Suiza y los Países Bajos (0.04%). España se sitúa con un 4% en el puesto 14 en la parte media del ranking de 40 países.

“Cuanto más trabajen las personas, menos tiempo tendrán para dedicarlo a otras actividades, como el tiempo que pasan con otras personas, el ocio, comer o dormir. La cantidad y la calidad del tiempo libre son fundamentales para el bienestar general de las personas y pueden generar beneficios adicionales para la salud física y mental”, explica el informe.

La cantidad y la calidad del tiempo libre son fundamentales para el bienestar general de las personas y pueden generar beneficios adicionales para la salud física y menta

España saca buena nota en tiempo libre

En la otra variable, en los países estudiados, de media la población dedica 15 horas a su vida personal. España tiene unos resultados mucho mejores ya que se coloca en cuarta posición en cuanto a horas dedicadas a la vida personal. Según el estudio los españoles dedican una media de 15,9 horas al día a temas no laborales, solo superados por Países Bajos (3º con 16,1 horas), Francia (2ª con 16,4 horas) e Italia (1ª con 16,5 horas).

Pese a los buenos resultados generales, la OCDE da varios avisos a España y asegura que “a las familias españolas les resulta difícil combinar el trabajo y la vida familiar”. Para el organismo, los riesgos y retos para España son: la tasa de empleo femenino y la tasa de natalidad. En este sentido el estudio destaca que cada vez son más los españoles, tanto hombres como mujeres, que priman su progreso profesional a empezar a tener hijos: “Esto ha provocado el aplazamiento de embarazos y la edad media para tener el primer hijo en el caso de las mujeres ahora se acerca a los 30 años”.

Por eso, aunque el empleo femenino ha mejorado mucho en las últimas décadas, según la OCDE sigue siendo la gran asignatura pendiente para España en cuestiones de calidad de vida de los trabajadores. Una de las vías para mejorar esto es aumentar las opciones del cuidado de los menores fuera del horario escolar ya que como concluye el informe: “cerca de una cuarta parte de los abuelos españoles cuidan a sus nietos diariamente”.

Continúa leyendo